viernes, 3 de julio de 2015

Nos vamos de "summer party" a la Serpentine Gallery con las #FashionBrit


Una jornada más nos disponemos a analizar los últimos looks que nos llegan desde el panorama internacional, aunque en esta ocasión cambiamos la habitual alfombra roja por un entorno más relajado, la fiesta veraniega que organizó la Serpentine Gallery en Londres.

A juzgar por los estilismos, parece ser que todo vale... pero, personalmente, no creo que sea (o, mejor dicho, que deba ser) así. Por ello, tendremos que hacer frente a una serie de looks rocambolescos cuando no caóticos, aunque tenemos la suerte de empezar con una lección de buen gusto:


Lejos de cualquier duda razonable, creo que Naomie Harris se convirtió en el adalid de la sofisticación en este evento. Siendo una actriz caracterizada por su elegancia innata y su buen hacer con la moda, gustándonos especialmente su habitual apuesta por el color, no es de extrañar que Naomie no sucumbiera ante el "todo vale" que parecía protagonizar el dress code en esta fiesta. En esta ocasión, la intérprete se decantaba por un atrevido minivestido de la colección Pre-Fall 2015 de Christopher Kane, un diseño que conjuga la dulzura del coqueto color rosa con el acabado vanguardista que aportan los paneles tipo charol. Por otra parte, este mismo detalle justifica la inclusión de unos complementos en negro que ponen el broche de oro a un look de día sencillamente ideal.


El diseñador británico Christopher Kane firmó también los looks de dos de las it-girls más internacionales. En el caso de Alexa Chung, su vestido midi de la colección Fall 2015 me produce sensaciones encontradas: me fascina el estampado artístico de inspiración humanoide y creo que ella tiene la personalidad para llevarlo... pero, al mismo tiempo, la mezcla de tejidos resulta desafortunada y creo que el look puede estar rozando la ridiculez. No salió mejor parada Poppy Delevingne, quien apostaba por un diseño de la misma colección cuyo acabado transparente nos deja ver su ropa interior en negro. Eso sí, lo que más me preocupa es su nuevo tinte de pelo, un color oxigenado que (junto con el maquillaje de inspiración vamp) la hace parecer una no-muerta.


El exceso bien llevado puede crear un look ganador... en caso contrario, nos encontramos con esto. La modelo Suki Waterhouse destrozaba un modelo de Valentino Spring 2015 al convertir lo insinuante en vulgar, luciendo un profundo escote en V y una falda de gasa casi transparente que resultan totalmente fuera de lugar. ¿Muy JLo, no creéis? Por su parte, Kate Hudson (una de las pocas "no británicas" del evento, aunque ella se apunta a todos los saraos) volvió a convertirse en la diva trasnochada al decantarse por un conjunto de Louis Vuitton conformado por una falda con abertura lateral llena de lentejuelas de efecto líquido y una parte superior blanca sin mangas y con cuello tipo tortuga. Para ser una creación de Nicolas Ghesquière, creo que sería aceptable para un evento nocturno, pero no aquí.


Lejos de destrozar su conjunto de Erdem Spring 2015, creo que la modelo Erin O'Connor lo enalteció. Estamos ante una propuesta de complicadas texturas e inusualmente oscura para una colección primaveral, un diseño que solamente la reina de la extravagancia Anna dello Russo se atrevió a lucir... Y sí, no es el diseño más bonito del mundo pero, por algún motivo inexplicable, creo que funciona. Por su parte, Lottie Moss (la hermanísima de la modelo Kate Moss) pasaba bastante desapercibida con un LBD adornado con aplicaciones en la zona de los hombros, mientras que Karlie Kloss (otra "infiltrada" estadounidense) arruinaba su vestido en un bonito tono coral mediante unas toscas sandalias y una innecesaria melena despeinada.

Ahora os toca opinar a vosotr@s: ¿quién es vuestra favorita? ¿Hay algún estilismo salvable más allá del look de Naomie Harris? Espero vuestros comentarios.

O.

jueves, 2 de julio de 2015

Las chicas de "Magic Mike XXL" arrasan en Ámsterdam y en Londres


Después de una jornada alejados de la alfombra roja internacional, volvemos a la carga con los estilismos que nos dejaron las actrices de Magic Mike XXL a lo largo de la promoción europea que ha tenido (de momento) la película. Ayer estuvieron presentando en filme en Holanda, mientras que hace un par de noches las vimos en Reino Unido.

Eso sí, veo complicado superar el nivel de la première hollywoodiense, pues Elizabeth Banks no se ha unido en esta ocasión a la promoción por Europa. Empezamos comentando los dos looks que nos dejó ayer el estreno en Ámsterdam:


Espero que el nivel vuelva a mejorar de cara a su aparición en Sydney este próximo día 6, pues los estilismos que pudimos ver anoche sobre la alfombra roja negra me parecen, como poco, decepcionantes. Amber Heard se decataba por un diseño en negro de la casa francesa Cushnie et Ochs que destaca por su estampado a topos algo "abuelil" y sus excesivas aberturas tanto en la zona del escote como en la pierna. Unos salones en color frambuesa oscuro intentaban rescatar el estilismo, aunque sin éxito. No estuvo mucho más afortunada Jada Pinkett-Smith, pues la esposa de Will Smith posó ante los periodistas con un vestido en doble largo semitransparente cuajado por aplicaciones distribuidas en paneles de inspiración geométrica. Para mí, no aprueba ninguna de las dos.

Mejor fueron los looks que nos dejaron el martes por la noche en la première londinense, y yo tengo claro quién fue aquí mi favorita:


Amber Heard sí acertó en Londres al enfundarse en un dramático vestido en color rojo salido de los talleres de Emilio Pucci, cuyo toque es perfectamente visible en la inspiración bohemia del corte a base de sobrecapas y ligeros volantes. Dispuesta a convertirse en el centro de atención, la actriz defendió de un modo impecable este complicado diseño gracias a un recogido con mechones deshechos que nos permite observar el cuello halter del vestido de una manera muy pulcra pero que mantiene al mismo tiempo la inspiración boho del look, evitando así que la opción del recogido resulte demasiado formal. Buena nota también para su sombra de ojos a base de kohl, un recurso que resalta la magnética mirada de la actriz y que ayuda a que sea ella quien lleve el vestido, y no al revés.


Y, si el rojo se está convirtiendo en uno de los colores de la temporada, no es menos cierto que el mono cada vez está consiguiendo un mayor protagonismo en el armario de la famosas. La última prueba de ello nos la deja Jenna Dewan-Tatum, quien se dejaba ver en la première londinense con una creación de Zuhair Murad Fall 2015. Me gustan el cuello en forma de barco y el modo en que las dramáticas aplicaciones en negro despuntan sobre el fondo de color blanco, pero no puedo evitar pensar que esta prenda no era para ella. Jenna es una actriz con una silueta bastante menuda y tanto la indefinición de la silueta (propiciada también en la foto por el color claro de la alfombra) como el bajo tipo campana de los pantalones provocan que su silueta se acorte visualmente. Por ello, aunque considero que la austeridad de complementos y el glamour del look de belleza juegan a su favor, reconozco que no me gusta tanto como debería.


Y quizás la que menos destacó en esta ocasión fue Jada Pinkett-Smith, aunque tengo que decir en su favor que su minivestido de Balmain es mucho más que un simple LBD. Para mí, esta pieza de la colección Fall 2015 resulta ganadora en las distancias cortas, pues me encanta el modo en que esculpe su figura y cómo los flecos en acabado glitter aportan un acabado dinámico a la par que divertido a su estilismo. Por otra parte, lejos de decantarse por su habitual maquillaje que tiende a endurecer las facciones, Jada estaba guapísima con unos tonos que llenan de luz a su rostro y que encuentran su perfecta réplica en una melena juvenil y con mucho movimiento. Pese a que no estoy convencido de que se trate del look más adecuado para una première de este tipo, creo que la actriz está tremendamente favorecida y que más de una mataría por tener este vestido en su armario.

Bueno, ¿qué os han parecido los estilismos de Amber, Jada y Jenna? ¿Quién se convierte en vuestra favorita? ¡Espero vuestras opiniones!

O.

miércoles, 1 de julio de 2015

¡¡Le Style et Moi cumple dos años!!


Yo no soy una persona muy dada a las celebraciones y no sabía si publicar esta entrada, pero después de dos años al frente de este blog creo que tengo algunas cosas que deciros y, sobre todo, mucho que agradecer.

Desde que empecé con este tímido post, mucho es lo que he aprendido del mundo Blogger y me gustaría compartirlo con vosotr@s. En primer lugar, tengo que daros las gracias por vuestros comentarios, mensajes e interacciones en las redes sociales, sin los cuales no tendría ánimos para continuar adelante. Y, por supuesto, gracias también a aquellos que nos visitan y nos leen diariamente, pues no en vano hemos superado ya las 99.000 visitas y tenemos lectores de países como Estados Unidos, México, Francia y Ucrania (por mencionar algunos de los países que figuran en la lista).

Tampoco puedo seguir adelante sin dar las gracias a Patricia, una magnífica persona con la que tuve la oportunidad de coincidir durante un año y que colaboró esporádicamente en el blog. Aunque ya no siga publicando, ella ayudó a actualizar la imagen y los contenidos del blog, así que continúa muy presente.

Mi primera reflexión personal sobre lo que he aprendido en Blogger es que se trata de un lugar donde expresarse y estar a gusto. Agradezco mucho a aquellos que me hacen llegar oportunidades de unirme a comunidades de blogueros y blogueras, pero prefiero pensar que quien llega hasta aquí lo hace por estar interesad@ en los contenidos que publico. No pretendo ser el bloguero más popular del mundo, sino que prefiero que esto sea un pequeño espacio acogedor donde podamos estar en contacto y donde podáis leer mis publicaciones a vuestro ritmo y cuando lo deseéis. Respeto mucho a aquellas personas que incluyen anuncios en sus páginas, de hecho yo mismo he recibido propuestas interesantes de firmas de moda (y muy bien pagadas), pero no quiero hacer negocio, quiero que esto sea un espacio de contacto entre redactor y lectores/as.

En segundo lugar, me gustaría dejar constancia de mi dedicación, motivada siempre por vuestros ánimos. Esto no deja de ser una afición, por lo que los contenidos dependen del tiempo disponible y suelo intentar que resulten interesantes y novedosos. Me gusta escribir cuando tengo algo que aportar.

Finalmente, quiero explicar cuál es la identidad que este blog tiene para mí. Intento que sea un blog de Moda con M mayúscula. Como dije en una entrevista que concedí, esto es un blog de opinión y no una revista, por lo que soy muy consciente de que no soy objetivo ni pretendo serlo. Yo opino, vosotr@s podéis estar de acuerdo o no y tenéis el espacio de los comentarios y las redes sociales para expresaros.

Y, aunque volveremos enseguida a la alfombra roja actual, quiero despedir esta entrada resumiendo en 10 de mis looks favoritos de esta década (sin contar 2015, porque mis favoritos de este año los descubriremos a final de año) lo que la Moda significa para mí:


No es ningún secreto que famosas como Michelle Dockery (Alexandre Vauthier. 2013), Nieves Álvarez (Stéphane Rolland, 2013) o Cate Blanchett (Givenchy, 2011) figuran entre mis debilidades y por ello suelen estar entre mis favoritas de cualquier evento. Eso sí, creo que mi "favoritismo" no es injustificado, pues pocas pueden crear estilismos como estos. Ante todo, la Moda es un arte (y, a veces, un espectáculo) que debe enamorar a la vista y no dejar indiferente a nadie, algo que estos tres estilismos consiguen sin ninguna duda, ¿no os parece?


¿Minimalismo o barroquismo? Si de algo puedo presumir es de que me gusta tener una mente abierta cuando se trata de la alfombra roja, y por ello pueden parecerme de 10 looks que son tremendamente minimalistas como el de Amy Adams que vemos en la primera imagen (Gucci, 2014) o el de Sarah Jessica Parker cuando decide convertirse en la reina de la MET (Giles, 2013). Esta es otra de las lecciones que he aprendido: hay muchos estilos y muchos vestidos y ninguno de ellos es mejor o peor... importa más el cómo se lleve (y el quién lo lleve) que el qué se lleve.


Otra cosa que siempre he defendido es que la Moda no entiende de edades. Y considero que los mejores ejemplos en este ámbito son Kiernan Shipka (Delpozo, 2013) y Helen Mirren (Jenny Packham, 2014), dos de nuestras actrices favoritas que siempre figuran entre las mejores vestidas de cualquier acontecimiento. Muchas podrían aprender estilo de esta niña de 15 años y de esta gran dama británica que está apunto de entrar en la séptima década de su vida.


Y, para estar a la vanguardia, no podemos dejar de lado las tendencias. De todas ellas, es un secreto a voces que la apuesta por el color amarillo es una de mis favoritas. Cuando se habla de tendencias, mucha gente las asocia con el street style, pero las famosas más estilosas han demostrado que también se pueden llevar sobre la alfombra roja. Este es el caso de Marion Cotillard (Dior, 2013), Emma Stone (Versace, 2014) y Juana Acosta (Lorenzo Caprile, 2014), quienes completan el top 10 de mis famosas favoritas sobre la red carpet.


De nuevo, lo más importante que tengo que decir es GRACIAS. Mientras vosotr@s sigáis participando y tengáis ganas de leernos, yo estaré al pie del cañón en la medida en que mis obligaciones me lo permitan. ¡Y ahora, volvamos a la alfombra roja!

O.

lunes, 29 de junio de 2015

Look del día: Sandra Bullock arrasa en la première de "Los Minions"


Una idea que muchas veces se deja de lado es que la moda también puede ser síntoma de diversión y hay eventos que, por definición, dan pie (y nunca mejor dicho, como ahora veréis) a crear estilismos divertidos.

Desde luego, el estreno de la película de animación que revolucionará los cines durante esta temporada era el escenario ideal y ella se convirtió en la protagonista perfecta:


Sandra Bullock, encargada de poner voz a la villa del metraje, supo crear un estilismo impecable para pisar la alfombra roja amarilla de la première hollywoodiense. En este caso, la diseñadora escogida fue Roksanda Ilincic, mediante una modificación de una propuesta perteneciente a la colección Pre-Fall 2015 que ya llevó Cate Blanchett en su versión original. Evidentemente, el color negro y el detalle en amarillo se corresponden con los colores que inspiran a los personajes protagonistas del filme, aunque ello no supone renunciar a la habitual silueta ladylike y la aplicación de la tendencia de colour-blocking que caracterizan a las creaciones de la serbia. Eso sí, los mejores detalles del look están en los complementos:


Teniendo en cuenta que era un evento de día, nos encantan sus gafas de sol tipo cat eye y su maquillaje natural, protagonizado por unos tonos tremendamente luminosos. Además de una preciosa melena ladeada y un clutch tipo sobre en negro, la oscarizada actriz añadía unos originales salones de Rupert Sanderson creados en exclusiva en honor a la película (ya los podéis comprar aquí, aunque cuestan una pequeña fortuna). En cualquier otro lugar, este calzado nos parecería una horterada, pero aquí resulta sencillamente maravilloso.

¿Qué os ha parecido el estilismo de Sandra Bullock? Siendo yo un amante del color amarillo y un defensor de que hay que divertirse con la moda, entenderéis que su look me parezca una genialidad de pies a cabeza. ¿Estáis de acuerdo?

O.

viernes, 26 de junio de 2015

Nos vamos de première con "Magic Mike XXL"


Ayer por la noche se celebraba en Hollywood el estreno de Magic Mike XXL, la esperada secuela de la película protagonizada por Channing Tatum, Matt Bomer y Joe Manganiello en la piel de tres strippers. Si bien ellos no faltaron a la cita, los cinco estilismos que vamos a comentar pertenecen a alguna de sus compañeras de reparto o a sus compañeras sentimentales.

Y, como es habitual, empezamos por nuestra favorita del evento:


¿Qué decir a estas alturas que no hayamos dicho ya de Elizabeth Banks? No es nuestro cometido valorar su nivel como actriz o como directora (que es más bien discutible...), pero lo que es evidente es que ya se ha convertido en una fashionista de pleno derecho. En esta ocasión, la intérprete volvía a deslumbrar gracias a un diseño de Balmain perteneciente a la colección Spring 2015, una apuesta arriesgada tanto por su silueta como por su confección. No voy a negar que el largo por encima del tobillo crea unas proporciones algo extrañas, pero se lo perdonamos de inmediato al ver la luminosidad a base de paillettes en acabado glitter que consigue este vestido, así como el magistral uso de la transparencia que delimita bloques de color y logra un resultado mucho más sinuoso.


Además, el cuello halter que vemos en la parte delantera da paso a un espectacular escote en la espalda, lugar donde encontramos otro detalle como la cremallera que aporta todavía más modernidad al estilismo. Por otra parte, su look de belleza supone una elección muy afortunada, gustándonos en especial su maquillaje en tonos pálidos y su sencilla coleta, a tono con el vanguardismo que desprende el Balmain. Cierra el estilismo con un clutch de Lee Savage, unos salones de Pedro García y unos discretos pendientes de Eva Fehren. De 10.


Otra de las más fotografiadas del evento fue Jenna Dewan-Tatum, quien acudía en calidad de acompañante con su marido Channing Tatum. Y no es exagerado decir que la actriz brilló con luz propia, porque además lo hizo literalmente mediante un vestido de Reem Acra Fall 2015. En mi opinión, estamos ante uno de esos looks que supone un éxito sin demasiado esfuerzo, pues sus zapatos mantienen el mismo acabado que su vestido y el look de belleza se mantiene en la zona de confort de la actriz. Quizás el único detalle que nos sorprende en mayor medida son sus puños a lo amazona, pero ya acompañaban al vestido sobre la pasarela y parece ser que en realidad es una especie de manga larga con transparencia muy fina (al menos eso pone en la descripción del vestido, aunque yo no logro verlas ni siquiera en las fotos más de cerca).


Hay vestidos que pueden convertirse en auténticos desastres fuera de la pasarela, pero no ocurre así cuando encuentran a la persona perfecta para lucirlos. Creo que es el caso de Amber Heard y su Monique Lhuillier Fall 2015, pues estamos ante un diseño con profundo escote en V y cuerpo drapeado cuyas proporciones resultan complicadas de defender. Sin embargo, la actriz posee el porte necesario para lucir este vestido en charmeuse de seda con la gracia necesaria, siendo sus mejores bazas la naturalidad del look de belleza y el precioso color púrpura del tejido. Mi única pega son los zapatos, pero su maquillaje en tonos tierra y su sobria melena ladeada, que nos deja ver un original pendiente, ayudan a que la balanza se decante en su favor.


Jada Pinkett Smith se suma también al elenco de la película y reconozco que su estilismo es una de las sorpresas más gratas del evento, pues supo mantener su look alejado de los excesos que la caracterizan. Apostando de nuevo por Ermanno Scervino, uno de sus diseñadores fetiche, la esposa de Will Smith acertó al decantarse por este vestido en color amarillo limón que destaca por su escote corazón y su vaporosa falda de bajo tail hem. No estamos acostumbrados a ver a Jada con un vestido de inspiración princesa como puede ser este (aunque sea à la moderna), pero reconozco que el cambio de estilo me gusta, en especial la sobriedad poco habitual en ella con la que ha cerrado el look.


Terminamos nuestro repaso con Sofía Vergara, quien asistía para acompañar a su prometido Joe Manganiello. En esta alfombra roja negra creo que no podemos hablar de ninguna "peor vestida", pero considero que Sofía es quizás la que menos acertó con su estilismo. Es evidente que la belleza latina está espectacular con cualquier cosa que se ponga, pero este diseño blanco a base de encaje supone otra de sus elecciones sencillamente olvidables. No sorprenden tampoco sus complementos ni su look de belleza, confiando de nuevo en los peep-toes y en la melena suelta que nunca la abandonan. Ha llegado la hora de pedirle un cambio de estilo, ¿no creéis?

En esta ocasión me ha costado escoger una única favorita. Al final, creo que me quedo con Elizabeth Banks, aunque Jenna y Amber van pisándole los talones. ¿Quién os ha gustado más a vosotr@s?

O.

miércoles, 24 de junio de 2015

Reese Witherspoon y Sofía Vergara siguen siendo "Dos locas en fuga"


Tal y como os contábamos ayer, las actrices Reese Witherspoon y Sofía Vergara están promocionando su película Hot Pursuit, filme que lleva el título de Dos locas en fuga para su presentación en México.

Y, si no os entusiasmaron sus looks en la première, esperemos que los dos estilismos que nos dejaron posteriormente en el photocall sí que sean de vuestro agrado. Para mí, ambas mejoran su resultado anterior y con buena nota:


Aquí las vemos posando ante los periodistas que asistieron a la presentación oficial de la película. Lejos de apostar por el mismo color, tal y como ocurrió en el estreno nocturno, aquí vemos que cada una de las actrices se decantó por una gama de colores distintos. A continuación, comentamos sus looks más al detalle.


Lo primero que he pensado al ver el último estilismo de Reese Witherspoon es que esta es la cara que más nos gusta de la actriz. En vez de intentar ofrecernos un estilismo insinuante como hizo en la première, la rubia más legal de Hollywood vuelve a la senda del buen gusto gracias a un vestido de Mugler fresco y original a partes iguales que encuentra su perfecta réplica en unas sandalias tricolor de Louboutin. Tal y como esperamos en un look de estas fechas del año, el suave tono amarillo pálido del vestido (que no, no es blanco) aporta un toque de calidez que contrasta con su vanguardista corte, sustentado por la asimetría de la falda y la aplicación metálica a la altura de la cintura. Y no puede gustarnos más el look de belleza que nos ofrece, pues representa a esa Reese natural y coqueta que tanto nos enamora, lejos de cualquier artificio que desvirtúe su radiante belleza.


Suele ocurrirme lo contrario con Sofía Vergara, pues debo admitir (y se nota cuando hablo de ella, así que no es ninguna sorpresa) que no soy demasiado amigo de la exuberancia de la que suele acompañarse. Sin embargo, dejando a un lado los gustos personales, creo que está increíble con este Antonio Berardi Pre-Fall 2015, un vestido que hace justicia al tipazo que tiene la actriz de origen colombiano. Además, la originalidad del ribete en azul y el detalle joya a la altura de la cintura evitan que nos encontremos ante el enésimo LBD. Dejando a un lado que siempre lleva la misma melena suelta, creo que mi única pega seria en este caso son sus peep-toes, pues considero que unos salones en el mismo tono de azul hubiesen aportado un acabado más refinado. Eso sí, reconozco que no se ha decantado por la opción fácil de unos zapatos en negro, así que podemos pasar por alto este detalle.

Bueno, está claro que ambas mejoran sus estilismos del estreno. Como siempre, supongo que habrá distintas opiniones entre los partidarios de la frescura de Reese y los defensores de la belleza latina de Sofía, así que ahora os toca opinar a vosotr@s. ¿Yo soy #TeamReese, y tú?

O.

La alfombra roja de los Premios Yo Dona 2015


Como cada año, la revista Yo Dona entregó anoche cuatro premios a distintas mujeres que destacan por sus aportaciones a lo largo del año en curso (no voy a entrar en la validez de estos premios porque le dieron uno a Marta Sánchez...). Sin embargo, lo que nos interesa a nosotros es el paso de las distintas famosas del panorama nacional por el photocall del evento.

Y, como siempre, comenzamos con nuestra favorita de la velada:



Poco necesita la modelo y presentadora Nieves Álvarez para convertirse en la más estilosa del lugar y, si aparece de la mano de uno de los diseños de Elie Saab, está claro que nada ni nadie puede hacerle sombra. En esta ocasión, la madrileña se decantaba por un vestido de la colección prêt-à-porter Spring 2015 del couturier libanés, una propuesta tremendamente fresca e innovadora que se aleja del habitual uso de paillettes y siluetas princesa que caracterizan las creaciones de Saab. Cual diosa griega, Nieves lucía con su augusto porte un diseño con bonito estampado de inspiración acuática que destaca por su pronunciado escote en V y sus mangas abiertas con caída en cascada. Con unos coloristas zapatos de Louboutin, un clutch de Elie Saab y su fantástico look de belleza, todo bajo la supervisión de su estilista Víctor Blanco, Nieves volvía a demostrar por qué es nuestra famosa mejor vestida.


Eso sí, otras dos famosas vestidas por Víctor Blanco (que por cierto, hoy es su cumpleaños, y desde aquí aprovechamos para felicitarlo) tampoco se quedaron atrás en cuanto a espectáculo y sofisticación. Mucho nos gustó la actriz Silvia Abascal con este impresionante vestido de Oscar de la Renta en bajo tail hem y estampado floral tipo arty. Apostando también por el color, Megan Montaner deslumbró mediante un aparatoso vestido de Andrew Gn que combina una falda con estampados floral y geométrico y un bustier palabra de honor de inspiración tribal. Si tenéis buena memoria, os recordará a un diseño similar que lució Hailee Steinfeld en las fiestas post-Oscars 2015.


Los diseños de Christian Dior no suelen faltar en este tipo de eventos y ayer nos dejaron dos estilismos que representan a la perfección las "dos caras" de la maison francesa. Mónica de Tomás se decantó por uno de los clásicos diseños de la casa francesa en satén de seda que destaca por su gélido color rosa pálido y su silueta ladylike. Los complementos y el maquillaje completaban un total look de Dior. Por su parte, Teresa Baca captó todas las miradas gracias a la otra cara de la maison, el toque vanguardista que ha aportado el diseñador belga Raf Simons en sus colecciones. Haciendo gala del uso del color que caracteriza a la Escuela de Ambers, un vestido de depurado corte minimalista con un color naranja muy saturado se convertía en el indiscutible protagonista de este look.


También reclamó su presencia el clásico bicolor en blanco y negro, protagonizando otros dos looks de 10 para las chicas Víctor Blanco (¿estará pillado el nombre de "Los Ángeles de Víctor"?). Celia Freijeiro fue de las más atrevidas de la noche al lucir un diseño de la firma Naeem Khan con pronunciadas aberturas en la pierna y en el escote. Quizás lo único que cambiaríamos es su melena suelta en favor de una melena semirrecogida. Por otra parte, la joven actriz Alejandra Onieva daba toda una lección de estilo de la mano de un diseño de Stéphane Rolland confeccionado a partir de tejidos con mucho apresto y un panel transparente que deja ver parte de las rodillas.


Sin duda, el diseñador español más exitoso de la noche fue Roberto Diz, vistiendo a tres invitadas del evento. De sus tres propuestas, nos quedamos con el vestido de Eugenia Osborne, una creación en color rosa empolvado que supone toda una oda a los característico volúmenes del diseñador. Lo mismo pretendía ser el vestido de su hermana Alejandra Osborne, aunque pensamos que traspasó la frontera del buen gusto y cayó en la exageración a causa de la desconexión entre los volúmenes, las transparencias y el tul. La tercera famosa que vistió de Roberto Diz fue Ana Cristina Portillo, quien lucía un diseño en un profundo color verde cuajado de paillettes. La verdad es que a ella le sienta de maravilla, pero tenemos la sensación de haber visto esto cientos de veces.


Aunque no tenemos ninguna foto suya posando en el photocall, la nominada al Goya Macarena Gómez también acudió para disfrutar de la fiesta. Pese a la mala calidad de la imagen, podemos observar que la cordobesa estaba impecable gracias a un original vestido de Elisabetta Franchi de clara inspiración oriental, tanto por su parte superior tipo kimono como por sus bordados florales en dorado. También nos gustó Mayte de la Iglesia, quien prefirió la inspiración helénica mediante un diseño de Ulises Mérida que destaca por su silueta fluida y su manga asimétrica tipo capa. Otra que apostó por la moda española fue Anne Igartiburu, pues la vasca se enfundaba en un clásico vestido de la firma BDBA que pasó por el photocall sin pena ni gloria.


Pese a que no podemos hablar de famosas mal vestidas en el evento (sobre gustos no hay nada escrito... pero no creo que hubiese grandes catástrofes), las dos chicas de Víctor Blanco que menos me suelen gustar son Norma Ruiz y Nerea Garmendia. Mientras que Norma lucía el enésimo Dolce & Gabbana de inspiración flora que hemos visto en esta temporada, Nerea vestía otro de esos diseños tipo glitter que no nos dicen nada. Cerramos nuestro repaso con Marta Sánchez, una de las premiadas de la noche, quien se decantaba por un vestido tricolor de Versace con transparencia incluida. No es que sea precisamente una lección de buen gusto, pero dentro del estilo de la cantante es quizás uno de sus mejores looks.

Bueno, hasta aquí llega nuestra crónica sobre la alfombra roja de los Premios Yo Dona 2015. ¿Qué os parecen los estilismos? ¿Con quién os quedáis? Yo, después de mirarlos varias veces, admito que solamente tengo ojos para el look de Nieves Álvarez.

O.